Imprimir
Visto: 4608

Reseña de la comunidad religiosa, pastoral en el colegio, madre matilde y su legado. Convivencias y otras actividades cristianas.Pensamientos de la Madre Matilde:Imagen Madre Matilde

"El corazón, sobre todo, sea de Dios sólo y, aunque el desorden de nuestro ser pierda algún tiempo, que la fuerza del amor en nuestro corazón no se disminuya; al contrario, siempre en aumento" 

"¡Jesús Sacramentado! a tus plantas postrada invoco tu ayuda, invoco tu bondad. Sí, Dios mío, óyeme. A ti, por ti y para tu gloria es mi ocupación de siempre. Para vos, dios mío, cuanto haga"

"Si, por Dios, hijitas. Seamos fieles para ser santas. Menos es muy poco para corresponder a Jesús, nuestro generoso dueño".
"¡Mi dueño, Jesús amante! El mundo está lleno de necesidades. Todos tienen corazón. Yo voy a por lo que pueda. Yo te los traeré".
El nacimiento del Instituto tiene lugar el 19 de Marzo de 1875, Solemnidad de San José, en absoluta pobreza material y humana. Matilde nos dice que en ese momento, decisivo y fundamental para su vida y para "el Pensamiento", Jesús Eucaristía le comunicó una fuerza arrolladora para vencer la prueba del abandono, y, sola con María Briz, continúa con paso firme, hacia la casita de Nazaret, convencida de que era la voluntad de Dios. Allí comienzan una vida de recogimiento y oración, dispuestas a hacer sólo la voluntad de Dios.

Estando Matilde meditando en gran intimidad con Jesús, siente de nuevo que éste le dice: "¿Dónde están mis pobres?. ¿Dónde mis niñas y jóvenes?. Al instante poned, Jesús mío, dulcísimo consuelo, tus órdenes, que hemos venido a cumplirlas ..." le responde Matilde. Y reemprende gozosa, en unión de María Briz, sus actividades apostólicas con niñas, jóvenes, enfermos..., con una nueva modalidad: en cuanto les es posible, acogen un pequeño grupo de niñas huérfanas desvalidas en su propia casa.

Madre Matilde quiere para su Congregación el estilo de vida de la Sagrada Familia de Nazaret, y así se afanan ellas en vivirlo:

  • Vida de recogimiento y oración.
  • Vida de pobreza y confianza en la Providencia
  • Vida de sencillez y humildad.
  • Vida de sacrificio y de gozo.
  • Vida de amor.

En esa casa se ofrecían a Dios "todos los días por la oración, la acción y el sacrificio".

A los pocos meses piden al Prelado la vestición del hábito religioso, y pasado un tiempo se lo concede. La Madre ha dejado en sus Escritos los sentimientos de ese día, sentimientos de humildad, de alegría y de gratitud al Señor. "Desde aquel día, desde aquella hora, yo sufrí una novedad en todo mi ser, como si hubiera dejado de existir. Todo cambió".

En medio de la prueba nace nuestro Instituto. Nació, porque era la voluntad de Dios, porque el Señor lo amaba mucho. Nacía al amparo de Jesús Eucaristía y de la Virgen, y de la fe inquebrantable de una mujer, Matilde Téllez, y de su fidelísima compañera, María Briz.

CONSOLIDACION DEL PENSAMIENTO

"¿Dónde hemos de vivir?. Siempre junto a un Sagrario. Entregando con todo amor el corazón a Jesús sin excusas ni condiciones".Matilde y María Briz emprenden un alegre aunque trabajoso peregrinaje "para publicar su pensamiento" por la diócesis de Plasencia. Don Benito se ofrecerá como lugar idóneo para establecer el noviciado. Se trasladan allí desde Béjar, y el día de San José de 1879 quedan establecidas la Comunidad y la Casa Noviciado.Comienza a girar en torno al Sagrario toda la vida de Comunidad. Comienzan los ministerios, sus tareas caritativas con el pueblo de Don Benito: acogen maternalmente en su casa a un grupo de niñas huérfanas, desvalidas.

Fundadora

Matilde Téllez Robles, fundadora del Instituto Hijas de María Madre de la Iglesia, nació en Robledillo de la Vera, provincia de Cáceres, el 30 de Mayo de 1841. Fueron sus padres Don Félix Téllez y Doña Basilea Robles. A los diez años su familia se traslada  a Béjar, provincia de Salamanca, por exigencia del trabajo de su padre, que era notario, y, en esta hermosa ciudad, a la par que abandona la niñez y se adentra en la juventud, descubre Matilde los amores de su vida: Jesús Eucaristía, la Virgen, los pobres, los niños necesitados, los enfermos...

Matilde pasa muchas horas en oración ante el Sagrario, y de su amor a Jesús Eucaristía, nace el Instituto Religioso que fundará el 19 de Marzo de 1875, solemnidad de San José, en esta ciudad de Béjar.Ese día se han dado cita, en la Iglesia de Santa María, ocho jóvenes dispuestas a emprender la gran aventura de fundar una Congregación Religiosa. Pero sólo acuden dos: Matilde y María Briz, que pocos días antes, había dejado su novio para entregarse a Dios y al servicio de los hermanos necesitados.

Matilde no se arredra y sola, con su única compañera, emprende la marcha hacia la casa en la cual comenzarán la Fundación. Ella misma en sus Escritos Espirituales lo narra así: "Aquel venturoso día de San José, las dos se reúnen en su casita. Solas entran, bendicen al Señor, que aman más que a su vida, y éste las corresponde como sabe hacerlo a sus amadas... guardan soledad unos días... y meditando les dice Jesús:¿Dónde están mis pobres? ¿dónde mis niñas y jóvenes?. Al instante, poned Jesús mío dulcísimo consuelo, vuestras órdenes que hemos venido a cumplirlas...".Matilde y María Briz se entregan de lleno al apostolado entre los pobres. Abren una escuela diaria y otra dominical para las jóvenes, visitan a los enfermos y recorren las calles de Béjar llevando a todos el mensaje del amor de Dios: "El mundo esta lleno de necesidades, todos tienen corazón, yo voy a buscarte los que pueda; yo te los traeré".Han pasado unos años; ya son seis en la comunidad. Es necesario una casa más grande y, además, darse a conocer. Después de unos meses de peregrinación por los pueblos del Obispado, llegan a Don Benito, en la provincia de Badajoz, que abre sus puertas a Matilde y sus religiosas.

Cuidan a niños necesitados, atienden enfermos, pasan largos ratos de oración junto al Sagrario y, al producirse en 1885 la epidemia del cólera, dedican todos sus esfuerzos a atender a los apestados. María Briz muere cuidándolos. Sólo tiene 34 años, pero ha entendido lo que es amar sin medida. Matilde y sus hermanas continúan su vida de ORACIÓN, ACCIÓN Y SACRIFICIO. Fundan escuelas y hogares para los niños, hospitales para los enfermos... La Congregación empieza a extenderse: Cáceres, Almendralejo, Trujillo... Todas las fundaciones llevarán un denominador común: desinterés económico y servicio a Dios en la persona de los necesitados.Haciendo este camino muere Matilde en Don Benito, Badajoz, el 17 de Diciembre de 1902, fuera de su casa, en cama ajena, cuando iba a realizar un viaje para servir mejor. Tal como ella deseaba, su vida había sido "un acto de amor".

Fue BEATIFICADA por Juan Pablo II en Roma el 21 de marzo de 2004.Los rasgos fundamentales del Carisma de las Hijas de María Madre de la Iglesia se podría resumir así:

  • La centralidad de Cristo Eucaristía
  • María como Madre y Maestra.

 "La experiencia espiritual del amor de Jesucristo en la Eucaristía, es la fuente originaria de nuestro Carisma, de nuestro espíritu y de nuestra misión evangelizadora en la Iglesia". "De la Eucaristía nace en nosotras una viva respuesta de amor a Jesucristo y en Él y con Él, a todo el mundo, llevando la buena nueva del amor del Padre, con preferencia y de una manera integral, a los pobres, a los pequeños, y a los que sufren. Nuestra ambición es estar siempre con el Señor, ya haciéndole compañía en el Sagrario, ya sirviéndole en la niñez y juventud necesitada, en la persona del pobre enfermo o de todo el que llame a nuestras puertas".

PRESENCIA DE LAS HMMI EN 8 PAÍSES

ESPAÑAAndalucía:Granada: Comunidad SanitariaGuadix: Centro Asistencial María BrizAsturias:Oviedo: Colegio NazaretNoreña: Colegio Nuestra Señora de CovadongaCantabria:Santander: Comunidad CatedralExtremadura:Cáceres: Colegio San JoséDon Benito:Colegio Sagrado CorazónHospital San AntonioPlasencia: Colegio Madre MatildeRobledillo de la Vera: Casa NazaretLas Palmas: Tafira: Centro Asistecial Matilde TéllezMadrid:Madrid: Colegio San JoséCasa de Acogida Juana de la OrdenPozuelo de Alarcón: Villa María BrizTenerife:Puerto de la Cruz: Hospital La InmaculadaCentro Educativo Madre MatildeSanta Cruz de Tenerife: Hospital San Juan de DiosCastilla León:Salamanca: Colegio San JoséCasa Espiritualidad María Madre de la IglesiaBejar: Colegio Nuestra Señora del CastañarITALIARoma: Villa LetiziaPORTUGALFátima: Casa Espiritualidad María Madre de la IglesiaPovoa de Varzim: Instituto Madre MatildeBogotá: Colegio Madre MatildeMÉXICOAculco: Hospital Concepción MartínezDistrito Federal: Hogar Infantil María de Jesús RomeroPERÚAngamos: Guardería Infantil Matilde TéllezCajamarca: Hogar Santa DoroteaIca-Subtanjalla: Colegio Fe y Alegría nº 70VENEZUELACaracas: Colegio Madre MatildeCasa de Formación-NoviciadoHogar Matilde TéllezNaguanagua: Colegio Padre SeijasTucupido: Colegio María InmaculadaMOZAMBIQUE:Sabie: Comunidad Matilde Téllez  

  

Centros Educativos HMMI

El colegio Nazaret es parte de la familia tellista formada por muchos más centros educativos creados por la congregación de Hijas de María Madre de la Iglesia en distintos lugares del mundo.COLEGIOS DE LA CONGREGACIÓN DE HIJAS DE MARÍA MADRE DE LA IGLESIA       ASTURIAS

 EXTREMADURA

 MADRID

 SALAMANCA

 COLOMBIA

 PERÚ

 VENEZUELA

 

Beata Matilde Téllez Robles
(1841-1902)

MATILDE nace en Robledillo de la Vera (Cáceres) en 1841. Hija de un Escribano, tiene que cambiar su lugar de residencia varias veces: Villavieja de Yeltes, Becedas, y, por fin Béjar. En esta próspera ciudad crece Matilde. Ella es testigo de las dificultades de los obreros: sueldo de miseria, necesidad de cultura, y atención médica... Matilde, mujer sensible que no puede cambiar el mundo, pero quisiera hacerlo, en NOMBRE DE DIOS EUCARISTÍA... busca aquí y allá personas que la necesiten, personas a quienes hablar del Amor de un Dios que se hace Hombre. Cuida enfermos, visita necesitados, y familias, enseña a niños y jóvenes... Va cumpliendo día a día y con sencillez el mandato de Cristo: “HACEDLO EN MEMORIA MÍA”. Más tarde se le une otra joven salmantina: María Briz. Manzano. Juntas, un 19 de marzo de 1875,  comienzan una vida de “Especial Consagración” no sin grandes dificultades, sobre todo de tipo moral. Pero “las miradas de Dios tienen mucha fuerza”, dice Matilde. Y ese Dios Eucaristía a quien tanto aman, les pide más: “Buscad corazones que se sientan amados por mí; que sean felices amándome”. Abren Escuela Dominical, otra diaria para niñas, visitarán a todo enfermo que lo pida o avise. Se convierten en HOGAR para tantas huérfanas y niñas desvalidas como existen en la ciudad por las condiciones especiales del Béjar del XIX.
Abren casa –Noviciado- en Don Benito (Badajoz). Allí, comienza la expansión del Instituto de “Amantes de Jesús e Hijas de María Inmaculada”, que el año 1.964 pasaría a denominarse “HIJAS DE MARÍA MADRE DE LA IGLESIA”.

Matilde, mujer valiente y decidida, osada y profética, supo vivir libre. Y, el 17 de diciembre de 1902, en Don Benito, va al encuentro del que fue el amor de su vida: Jesús. Ni la misma muerte pudo detener a la que, con total convicción, pasó su vida en un continuo Acto de Amor a Dios y a los hermanos.

 

Su persona, su mensaje, sus gestos y palabras permanecen. Son muchos los que se acercan a ella buscando su protección e intercesión.El 21 de marzo del 2004, el Papa Juan Pablo II, la proclamó BEATA, proponiéndola como modelo de vida cistiana.

 

Actualmente las Hijas de María Madre de la Iglesia realizan su labor evangelizadora en España, Portugal, Italia, Venezuela, Colombia, Perú, Méjico y Mozambique, a través de: hogares - internados como acogida a la niñez y juventud marginada; escuelas y colegios abiertos a todas las familias sin exclusiones; comunidades sanitarias dedicadas a la atención de enfermos, ancianos desatendidos, transeúntes, alcohólicos, etc., comunidades orantes, casas de acogida, y comunidades de Pastoral rural y de colaboración en Parroquias.

Todas las Hermanas del Instituto piden a su Fundadora que las ayude a hacer, como ella, de su vida un continuo acto de amor y una «eucaristía perenne», para la mayor gloria de Dios y la salvación del mundo.